Somos una plataforma de acción intergubernamental y tripartita en la cual los gobiernos, las organizaciones de trabajadores y las organizaciones de empleadores trabajamos activamente para avanzar juntos hacia el logro de la meta 8.7 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), que llama a poner fin al trabajo infantil en todas sus formas para 2025.

Declarar América Latina y el Caribe como la primera región en desarrollo libre de trabajo infantil para 2025.

Para ello nos proponemos

Acelerar e intensificar las acciones de prevención y erradicación del trabajo infantil fortaleciendo la articulación interinstitucional e impulsando la coordinación entre diferentes niveles de gobierno al interior de los países, para ofrecer servicios a comunidades, familias, niños, niñas y adolescentes.

Aumentar la conciencia sobre los riesgos y peligros del trabajo infantil, especialmente en sus peores formas.